Tremañes (Gijón). Sinónimo de industria y empresa

Imprimir E-mail
(0 Votos)
Escrito por Fusión Asturias   
Martes, 24 de Octubre de 2017 10:03
Bajo la denominación de Polígonos de Tremañes se desarrollan polígonos industriales ya consolidados como Mora Garay, Somonte o Bankunión y zonas en crecimiento como Lloreda. Juntos contribuyen a crear una zona industrial, competitiva y diversa.
Fotos: Fusión Asturias


Polígono de Bankunión

Polígono de Bankunión

Desde un principio el desarrollo de Bankunión I y II han seguido caminos distintos. Bankunión I, recepcionado por el Ayuntamiento, comparte la superficie industrial con bloques de viviendas y viviendas unifamiliares mientras que Bankunión II, de propiedad privada y gestionado por la Asociación de Empresarios que ejerce como Entidad de Conservación, se ha convertido en una de las superficies industriales más importantes de Gijón con mucha cantidad de zonas de aparcamiento, parcelas de gran tamaño y espacios despejados.
Una de las características principales de Bankunión II ha sido siempre la constante evolución y la incorporación de mejoras. La última ha sido la instalación en la entrada del polígono de un mupi digital o punto de información táctil. Este equipamiento mejorará la accesibilidad al polígono y sus empresas ya que permite una fácil localización de cada una de ellas y el acceso a información personalizada. El antiguo directorio será restaurado y se instalará en la otra entrada del polígono.
En cuanto al apartado de videovigilancia, uno de los temas que más preocupan a los empresarios debido a los robos que se están produciendo cada vez con más frecuencia, Bankunión II hizo sus deberes entre los años 2010 y 2012. A la vigilancia privada contratada y encargada de controlar las entradas y salidas del recinto, se sumó la instalación de un circuito cerrado de televisión que cuenta con cuarenta y cinco cámaras, lo cual ha servido para que este polígono sea reconocido como uno de los más seguros y controlados de Asturias. Poco después de poner punto y final a este proyecto, se acometió la construcción de unas oficinas para la Asociación y una sala dotada de las últimas tecnologías para poder impartir cursos de formación a los trabajadores del polígono. También se trabajó en la mejora del alumbrado con el cambio al sistema LED y la publicación de una nueva web adaptada a las nuevas tecnologías y funcionalidades.
A todas estas iniciativas hay que sumar un elemento de gran importancia para todos los empresarios: las buenas comunicaciones con las que cuenta el polígono. Tan solo tres kilómetros separan Bankunión del centro urbano de Gijón, y cuenta con transporte urbano que lo comunica con la ciudad cada media hora; la ronda exterior que acerca el polígono al resto de zonas se sitúa a tan solo cien metros.


Polígonos de Mora Garay y Balagón

Polígonos de Mora Garay y Balagón

Tras varios años de trabajo, el Polígono de Mora Garay ya tiene instalado y funcionando el sistema de cámaras de seguridad.
Para Ángel Breijo, presidente de la Asociación de Empresarios Asembagal, éste es uno de los grandes retos que se han conseguido en los últimos tiempos y que pone fin a un largo periodo de inseguridad para los empresarios. "Tenemos cámaras instaladas en la entrada del polígono y otras en la salida a la autovía que va de Pumarín a La Calzada –comenta Ángel-. Ahora, en el momento en el que se produzca algún robo, la policía puede pedirnos las grabaciones que consideren necesarias para poder iniciar la investigación. A día de hoy tenemos una tecnología punta instalada en el polígono porque la calidad de la imagen que se obtiene es de tan buena calidad que, por ejemplo, las matrículas de los vehículos se ven igual de bien de día que de noche".
Tema aparte sigue siendo la queja que siguen manteniendo desde la Asociación en relación a la construcción de un apeadero en la línea de tren que utilizan los usuarios de Mora Garay. En el mismo punto se encuentra el enlace con la Avenida de Portugal, con la iniciativa de tirar un puente que protege la catenaria y hacer una salida que permita acceder a la Avenida de Moreda.
Las pequeñas y medianas empresas que dan vida a estos dos polígonos de Tremañes, han superado la crisis y han conseguido mantener su producción gracias a un trabajo duro y competitivo. Prueba de ello es que las naves municipales que funcionan como vivero de empresas están completas. Estas naves, construidas con financiación de la Unión Europea en un 75%, ocupan una superficie de 2.713 metros cuadrados y cuentan con oficinas, aseos y vestuarios.


Polígono Industrial de Somonte

Polígono Industrial de Somonte

Fue la demanda de un grupo de empresarios lo que hizo que el Ayuntamiento de Gijón pusiese en marcha la construcción del Polígono Industrial de Somonte en el año 1990. Pasaron tres años y fueron trece empresas pertenecientes a FEMETAL las que dieron un paso al frente y se instalaron en este polígono recién nacido. Casi una década después, la primera fase de 460.100 metros cuadrados, se vio ampliada por una segunda fase de 200.978 metros cuadrados que se ubicó también en la parroquia de Cenero. La demanda de suelo industrial en la zona siguió en aumento, lo que propició la creación de una tercera fase que fue facilitada por la operación Somonte Alto en el Plan General de Ordenación Urbana.
Esta última fase, de carácter privado, cuenta con una superficie bruta de 558.410 metros cuadrados, de los cuales 195.433 son edificables. El diseño de esta última superficie se levantó sobre una buena planificación urbanística, lo que ha conllevado un ordenamiento moderno, con grandes zonas habilitadas para el aparcamiento, calles amplias y señalizadas y acceso a transporte público. Con estas tres fases ya en funcionamiento, Somonte cuenta con un gran número de empresas de sectores muy variados instaladas y con todo tipo de servicios, la mayor parte de promoción municipal, entre los que se encuentran la limpieza y el mantenimiento del área.
Respecto a las necesidades que plantea esta área industrial, una demanda que los empresarios llevan tiempo haciendo es la mejora en las comunicaciones. Al polígono se accede a través de la ronda de Tremañes, pero los accesos por carretera deberían mejorarse para facilitar el tránsito de mercancías y facilitar la actividad tanto a empresarios como a proveedores y usuarios. Los trabajadores pueden acceder a sus puestos de trabajo utilizando el tren o el autobús ya que el polígono cuenta con una parada de bus urbano y un apeadero de tren.
Otro tema que preocupa a los empresarios y también a los vecinos de la zona, es la cuestión medio ambiental. Los niveles de contaminación generados por una factoría de fundición de aluminio instalada en el polígono son excesivos para lo que marca la normativa. Desde la Asociación de Empresarios han realizado varios llamamientos en diferentes ámbitos sin conseguir hasta la fecha una solución que ponga fin a este problema.


Parque Empresarial Lloreda

Parque Empresarial Lloreda

Situado junto a la ciudad de Gijón y muy próximo al Puerto de El Musel, el Parque Empresarial Lloreda ha nacido junto a otras áreas industriales ya consolidadas como La Peñona, Los Campones, Bankunión, Somonte, Mora Garay o Arcelor Mittal.
Lloreda, que actualmente es el polígono de la zona que más parcelas y naves oferta tanto en régimen de venta como de alquiler, pone al servicio de los industriales que estén buscando un espacio con unas características especiales, suelo con una urbanización de alta calidad cuyas parcelas cuentan con abastecimiento, red de saneamiento unitaria, suministro eléctrico, red de comunicaciones, red de gas de baja y alta presión, amplias zonas de aparcamiento y transporte público urbano. Pero si hay algo que destaca sobre otras cuestiones son las buenas comunicaciones que posee: está unido con Oviedo por la A-66 y la AS-II, por la AS-I con Langreo, Mieres, León y Madrid y por los nuevos accesos de alta capacidad con el Puerto de El Musel y la Zona de Actividades Logísticas e Industriales de Asturias (ZALIA).
Dentro del plan de mejoras que esta superficie tiene previsto acometer como fruto de su crecimiento, está la obra que se realizará para garantizar el suministro de energía eléctrica al polígono. Recientemente el Principado de Asturias ha firmado un convenio para la financiación de la reforma de la Subestación Gijón-Norte, cercana a Mora Garay, que aumentará en 20 megavatios la potencia de suministro. Además, también se construirá un nuevo centro de reparto y tres líneas subterráneas de media tensión.
La inversión se desglosará en cuatro anualidades de 610.000€ este año y de 850.000€ para los próximos tres ejercicios y se sumará a la aportación que ya realizó el Principado a través del Idepa. La firma del convenio se realizó en la Feria Internacional de Muestras por el consejero de Empleo, Industria y Turismo y presidente del Idepa, Isaac Pola, el consejero de Infraestructuras, Ordenación del Territorio y Medio Ambiente y presidente de Sogepsa Fernando Lastra y el apoderado de HCDE, Daniel González-Lamuño.scroll back to top
 

Directorio de empresas

silvota_trabajador

Directorio de  Guía de Asturias

Números publicados

portadas

Concejos

mapa_asturias_p