Polígono Industrial del Espíritu Santo (Oviedo). Actividad industrial.

0
75
Polígono Industrial del Espíritu Santo (Oviedo)
Foto: Fusión Asturias
[Total:0    Promedio:0/5]

Más de 500 trabajadores acuden cada día a trabajar a esta área industrial. Se trata pues de un polígono con mucho movimiento, producto de su intensa actividad y de la cercanía con la capital del Principado y las grandes áreas comerciales de la Asturias Central.

A principios de los años setenta del pasado siglo se veía ya la necesidad de descongestionar las zonas urbanas de un Oviedo creciente, trasladando hacia áreas periféricas las industrias y los talleres que ya empezaban a saturar la capital. De hecho, la ciudad de Oviedo ya se había encaminado desde principios de siglo hacia un modelo residencial, y buscaba la manera de derivar hacia otras zonas la actividad industrial, que crecía con rapidez en aquellos momentos. Los polígonos industriales fueron apareciendo poco a poco en el horizonte, como alternativa para el desarrollo de la industria y los servicios que comenzaban a causar serias molestias al estar situados dentro del casco urbano, y especialmente en el centro de la ciudad, como los dedicados a almacenaje o transportes. Con la aparición de estas áreas se descomprime la ciudad, se revaloriza el suelo tanto urbano como industrial, y se beneficia a los empresarios, que se agrupan y unifican infraestructuras y servicios.
De este movimiento surgen los polígonos industriales de Silvota, Asipo y también el Espíritu Santo, que nace en 1972 a medio camino entre Oviedo y Colloto, y presta servicio principalmente a los concejos situados en el área Central, aunque las comunicaciones lo sitúan en buen lugar para establecer conexiones de forma rápida y efectiva. De hecho, se encuentra a menos de un kilómetro de la capital, a 30 km del puerto de Avilés, a 28 km del puerto de El Musel (Gijón) y a 44 km del aeropuerto de Asturias.

Proyectos y reivindicaciones

El polígono cuenta con una Asociación de Empresarios de siglas AEPES, constituida en el año 2002, cuya junta directiva está presidida por Carlos Brun Rodríguez. De las 76 empresas asentadas en el polígono, 43 forman parte de AEPES. De ahí que uno de los objetivos sea aumentar el número de asociados para poder llevar a cabo proyectos como la creación de una guardería que dé servicio a los trabajadores de Espíritu Santo. Se trata de una iniciativa que ya se ha puesto en marcha en varios polígonos asturianos, y que se ve como una mejora necesaria. Aunque el tema ahora mismo está parado, ya hay una parcela disponible para su futura utilización.

Dentro del propio polígono se encuentra la Ciudad Asturiana del Transporte, una ubicación excepcional desde el punto de vista estratégico. Próximamente inaugurarán una nueva gasolinera de gasoil dentro de sus instalaciones.

La cobertura de los servicios básicos es satisfactoria, ya que este polígono cuenta con iluminación, conexión con la ciudad mediante transporte urbano, servicio de combustibles, limpieza de calles… La seguridad corre a cargo de la policía local de Oviedo, ya que Espíritu Santo es de gestión municipal. El mayor problema, que se ha acrecentado en la última década, es el tráfico. Al encontrarse tan cerca de la capital, en las inmediaciones del polígono industrial han crecido importantes áreas comerciales que dan servicio a todo el Principado de Asturias y a las que acuden incluso usuarios de provincias vecinas, como León o Cantabria.
Por tanto, una de las preocupaciones más importantes es la alta densidad de tráfico que cruza el polígono, y que no siempre tiene que ver con la actividad industrial que desarrollan las empresas allí establecidas, sino que se multiplica por la gran afluencia de conductores que se dirigen a hacer sus compras en las cercanías. Esto dificulta la fluidez de las comunicaciones, especialmente en horas punta, y por tanto la actividad de las empresas. Además, las vías se deterioran con más rapidez por el uso masivo, lo que ocasiona también problemas con el firme y las señalizaciones. Por otra parte también es cierto, y así debe señalarse, que en una medida esta afluencia de visitantes ha dado más vida al polígono y lo ha hecho más popular.

Movimiento empresarialGracias a su ubicación estratégica, éste es uno de los polígonos con más movimiento de toda Asturias. Compañías como ALSA, TUA o FCC han escogido este lugar para algunas de sus instalaciones, además de negocios de automoción, metal, ingenierías, concesionarios, sedes administrativas de varias empresas… También se encuentra aquí la Ciudad Asturiana de Transporte, en la que desarrollan su actividad más de treinta empresas relacionadas con el sector.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí