El Pataquín de Zarréu (Degaña)

0
149
El Pataquín de Zarréu (Degaña)
El Pataquín de Zarréu (Degaña)
[Total:0    Promedio:0/5]

Muchos conceyos asturianos cuentan con sus héroes populares, así el Valentón de la Pedriña (Turón-Mieres), Alonsón de Camoneu (Onís) o Puliatos (Oubona-Tinéu).

Generalmente a su figura histórica y real se le van sumando hechos míticos respecto a su fortaleza y hazañas. El Pataquín de Zarréu es uno de ellos. Se habla de toda una estirpe de fuerza descomunal situados cronológicamente del siglo XIX hasta los albores de la República. Todos ellos trabados y forzudos. Se cuenta que Pataquín fue a Madrid a disputar un campeonato de lanzamiento de barra, aventajando a todos los demás. Hizo un último lanzamiento delante del Rey rogándole que se apartase la gente por temor a herir a alguien. El lanzamiento se hizo con el consentimiento regio y lanzó la barra tan lejos que el hierro fue a clavarse a una mujer embarazada que estaba asomada al balcón. Aún así el Rey premió a Pataquín con lo que quisiera y éste pidió que su vaca marela pastase donde quisiera. Como Pataquín tenía muchas vacas marelas, su rebaño obtuvo así derechos de pastos en cualquier sitio. Otra vez otro forzudo quiso medirse con él y le encontró labrando la tierra. Cuando le preguntó donde vivía Pataquín, este levantó con una sola El Pataquín de Zarréu (Degaña)mano el llabiego (arado) y dijo, indicando con él: «Pataquín vive allí y Pataquín soy yo». Ante esta demostración de fuerza el adversario huyó despavorido. Otra vez uno de Ibias, también famoso por su fuerza, retó a Pataquín, pero éste le invitó a comer antes de pelearse. Pataquín comió un cordero entero y bebió seis litros de vino, mientras que el forzudo de Ibias solamente pudo comer dos patas de cordero, no hubo ni tan siquiera enfrentamiento. En otra de sus hazañas fue a encargar unas herraduras a una fragua de Pousada (Cangas del Narcea) y al comprobar la solidez del trabajo las dobló con sus propias manos. También se decía que podía parar un caballo agarrándolo de la cola.
Muchos de estos acontecimientos también se atribuyen a otros héroes locales. Se dice que Pataquín colocó el finxo (mojón delimitador) con los leoneses, llevando la pesada piedra al hombro, y a punto estuvo de ganar más terreno para los asturianos de no ser que la gente de Cabualles d’Arriba le puso la zancadilla para que la piedra cayese al suelo. §

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí