Imágenes de Asturias

descargar


Asturias Empresarial Entrevistas Telecomunicaciones en Asturias. Roberto Paraja. Presidente de TeleCable

Telecomunicaciones en Asturias. Roberto Paraja. Presidente de TeleCable

Imprimir E-mail
(2 Votos)
Escrito por Fusión Asturias   
Miércoles, 29 de Julio de 2009 12:37
Telecomunicaciones en Asturias. Roberto Paraja. Presidente de TeleCable 5.0 out of 5 based on 2 votes.
Asturias es la región con más cableado de fibra óptica de todo el país. Esto se debe al interés del Principado en potenciar la Red Asturcón, pero también a la iniciativa privada de TeleCable, una empresa que lleva años proporcionando internet de banda ancha y televisión por cable, apostando por la implantación de nuevas tecnologías para dar un servicio de calidad.

Roberto Paraja, presidente de TeleCable.TeleCable se instaló en Asturias hace catorce años, para abordar la implantación de una red de banda ancha en Asturias. Roberto Paraja es el Presidente de esta empresa que desde entonces se ha colocado en los primeros puestos del ranking mundial como operador global de telecomunicaciones.
-¿Existía la necesidad de estos servicios en la sociedad asturiana o la estrategia de empresa ha influido de forma determinante en el éxito de TeleCable?
-Nosotros estamos convencidos de que es la buena acogida de los clientes lo que nos ha llevado a esta situación. Nuestro trabajo, por supuesto, es ganar la confianza de esos clientes con una estrategia determinada, y en este caso entendieron ese mensaje, el esfuerzo por ofrecer los servicios de telecomunicaciones con cercanía.
También hay que contar con que en el año 99, que es cuando nosotros salimos, hubo una ventana de oportunidad muy importante en las telecomunicaciones, con la banda ancha y las tarifas planas. Nosotros teníamos un despliegue muy importante en las principales ciudades de Asturias, y eso hizo que pudiéramos aprovechar mejor que otros esa ocasión.
-¿Hasta qué punto la instalación de la banda ancha supuso una revolución en Asturias?
-En aquel momento sólo existía el servicio telefónico básico de internet de banda estrecha. Nosotros estuvimos haciendo pruebas todo el año 99 y salimos al mercado con un producto de 128 Kb y tarifa plana. En ese momento era un producto que superaba las expectativas, y también era exclusivo, porque el ADSL no salió hasta el año 2001. Nosotros podíamos hacerlo porque teníamos una extensión de red que llegaba a la mayoría de los ciudadanos de Oviedo, Gijón, Avilés, Castrillón y Corvera, zona que nosotros llamamos AS-5. Otros colegas tenían sus productos, pero no tenían esa red: ésa fue la gran diferencia.
-¿Qué perspectivas hay de ampliación de la red de fibra óptica en nuevos municipios asturianos?
-Asturias tiene una situación muy peculiar, porque en este momento alrededor de treinta municipios ya tienen una red de fibra óptica. La mayoría es red de TeleCable, y hay algunos municipios que pertenecen a la Red Asturcón, la red pública del Principado. Todo esto supone prácticamente el 85% de las viviendas del Principado, una situación que no existe en ninguna otra región española.
Según estos datos, no queda mucha ampliación posible. El Principado tiene el proyecto de extender la Red Asturcón a otros núcleos de más de mil habitantes este año: Aller, Nava y Arriondas, según declaraba hace poco la Consejera. Nosotros estamos tendiendo en Colunga, Salas, Cudillero, y terminando Ribadesella y Cangas de Onís. Estamos en conversaciones con el Principado porque podría haber ayudas para extender las redes a núcleos más pequeños, que habría que definir, lo que pasa es que económicamente se vuelve más difícil, y los últimos puntos son prácticamente imposibles.
Lo que sí hicimos a finales del año pasado, fue sacar un servicio de Internet por satélite, de uno o dos Megas que crecerán en el futuro. De este modo el Principado tiene una oferta de servicio que no hay en ninguna otra región española. Aquí cualquiera puede recibir banda ancha en unas condiciones aceptables y dignas.

TeleCable

-En un momento de pleno cambio del sector audiovisual en nuestro país, especialmente con el próximo apagón analógico, ¿cómo se perfila el futuro de las televisiones por cable?
-Desde nuestro punto de vista, aquí hay una confusión muy grande, en parte causada por la publicidad institucional. Que la televisión se digitalice es en sí mismo bueno, porque libera un espectro que estaba muy cerrado y puede dar lugar a múltiples posibilidades, como que haya más competencia en servicios móviles. Lo que crea confusión es que se han empeñado en añadir a la televisión digital una última 'T', de terrestre. Eso es asociar un avance tecnológico indudable a una determinada forma de transmisión, de modo que se incumple la neutralidad tecnológica, imprescindible en cualquier sistema de las televisiones liberalizadas.
Los anuncios dicen que va a venir un apagón analógico, y que si no estamos atentos nos quedaremos sin televisión. Y eso nos obliga a hacer nuestros propios anuncios diciendo a nuestros clientes que con el cable no tendrán ningún problema, porque nosotros ya haremos los ajustes necesarios.
En el caso de Asturias además hay una situación especial, que es que casi la mitad de los hogares de Asturias tienen televisión de pago. Es decir, que el apagón afecta sólo a la mitad de la población, pero la gente está desconcertada con estos anuncios, que se pagan con dinero público, y se están gastando cantidades ingentes de dinero en poner un segundo apellido, 'Terrestre', cuando no tiene por qué ser así: la televisión digital será terrestre, por satélite, por cable...
'Cualquiera en el Principado puede recibir banda ancha en unas condiciones aceptables y dignas'
-Tras el cambio que supondrá el apagón analógico, ¿hay alguna previsión de por dónde irá el mercado de la televisión?
-Al final la única novedad que todavía está sin definir es si esa segunda 'T' de la TDT va a permitir una oferta de televisión de pago, cosa que no se contempló cuando se sacaron los concursos. Esto es muy peculiar, porque hay empresas que, de saber que todas esas licencias terrestres que se han concedido en abierto se van a poder transformar en canales de pago, hubiesen entrado en el concurso sin dudarlo. Es bueno que haya competencia, lo que lógicamente tiene que vigilarse es que los contenidos que existan en un libre mercado puedan ser ofrecidos a todo el mundo.
-El sector de las telecomunicaciones se caracteriza por ser muy cambiante. La apuesta por las tecnologías más avanzadas ¿es un riesgo o una clave para la supervivencia?
-Hace aproximadamente dos años nosotros definimos una estrategia, ya que Asturias era un territorio en el que se estaban terminando los despliegues, y detectamos dos necesidades: una, empezar a buscar otras zonas de expansión y otra, que es una estrategia obligada, la innovación. Y en estos tiempos de crisis nuestra política como compañía es mantener la inversión y el empleo exactamente igual, más en estos temas relacionados con desarrollo y nuevas tecnologías. De hecho nuestras redes siempre han sido de lo más avanzado, y lo consideramos una obligación: mientras sigamos teniendo la confianza de los clientes, para nosotros no hay crisis. §

scroll back to top
 

Directorio de empresas

silvota_trabajador

Números publicados

portadas

Concejos

mapa_asturias_p