Desafío Angliru 2011: también para atletas

0
125
Carrera Pedestre 2011
Foto: Fusión Asturias
[Total:0    Promedio:0/5]

El pasado 11 de septiembre se celebró la ya mítica carrera pedestre que recorre los doce kilómetros y medio de subida al Angliru. El éxito de convocatoria superó las expectativas, ya que esta prueba se ha convertido en habitual para los amantes del atletismo más extremo.

La Vuelta Ciclista a España ha puesto al Angliru de nuevo en el punto de mira, aportando promoción y sumando épica al mito de este puerto; pero los conocedores de la zona saben que aquí hay más que ciclismo, y que todos los años se celebra una subida pedestre que pone a prueba a los atletas más duros. El año pasado se contó con un ganador de excepción, Martín Fiz, que se declaró enamorado de este paisaje. Y este año fueron Ricardo Mayordomo, venido desde Valladolid, y María Díez de Zamora los que llegaron a la cima con mejor tiempo en sus respectivas categorías.
Para Mayordomo es el cuarto año que viene a competir al Angliru, y la primera vez que gana: “He sufrido muchísimo -contaba en la cima- el final especialmente ha sido criminal, porque iba solo y mirando atrás todo el rato. Claro que ganar una prueba tan dura también tiene otro valor, yo que estoy acostumbrado a carreras llanas y medias maratones. Además, a mí Asturias siempre me ha encantado, el año que viene pienso repetir, esto ya está metido en el calendario”.
Otra de las estrellas de la carrera fue Germán Fernández, que a sus 79 años levantó expectación en La Vega: los lugareños, conociendo la dureza del trazado, dudaban de que pudiera terminarlo, pero aquellos con buena memoria le recordaban de otras ediciones. De modo que, por cuarta vez, este madrileño consiguió llegar a la cima, aún fuera de tiempo. Una vez repuesto del esfuerzo, se mostraba encantado por el reto conseguido: “La subida es muy dura, pero merece la pena. Para disfrutar de las cosas tienes que sufrir un poco”. Y de eso sabe este atleta tardío, que empezó a correr con sesenta y cinco años y lleva ya dieciséis maratones a sus espaldas, entre otras pruebas: “Yo voy a correr todos los domingos, y espero seguir haciéndolo hasta el día que me muera”.
El Angliru pone a prueba a los deportistas, y cada uno tiene una historia propia. Desde la organización de este Desafío 2011 cuentan que el balance fue positivo, con aproximadamente setenta inscritos más que el año pasado.
La subida al Angliru tiene cada vez más tirón, y por lo tanto más historias que contar. Pinche aquí para ver más reportajes de este concejo

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí