Imágenes de Asturias

descargar


Suscríbete

Recibe cada mes el sumario en tu correo

Quién está en línea

Tenemos 465 invitados conectado(s)
Reportajes Asturias, patrimonio vivo

Asturias, patrimonio vivo

Imprimir E-mail
(0 Votos)
Escrito por Fusión Asturias   
Martes, 01 de Diciembre de 2015 12:30
El Prerrománico, las cuevas del Paleolítico, y ahora el Camino de Santiago por el Norte. El balance turístico del año en Asturias se salda con un nuevo reconocimiento de Patrimonio de la Humanidad, a unas travesías que recorren la región de punta a punta y combinan deporte, turismo, historia, naturaleza... Una fantástica excusa para conocer Asturias con calma, paso a paso y, por qué no, incluso saliéndonos de la ruta para crear una estancia a medida. Prerromanico asturiano
Los Caminos del Norte reconocidos son cuatro tramos diferenciados, que recorren casi 1.500 kilómetros. El mayor transcurre paralelo a toda la costa, desde Ribadedeva hasta la ría del Eo. Otro es el Camino Primitivo, que empieza en Oviedo: dice la tradición que fue la ruta que usó Alfonso II para llegar a Compostela. El Camino Interior conecta con el Francés, que entra en España por Roncesvalles, y por último el Camino Lebaniego que nace en la frontera de costa entre Asturias y Cantabria para ir al monasterio de Santo Toribio, en Potes.
Ya sea lanzándose a la aventura con el objetivo de conseguir la compostelana, o simplemente recorriendo un tramo concreto, el Camino de Santiago atrae a peregrinos y turistas de prácticamente cualquier parte del mundo. La red de albergues ofrece puntos estratégicos de parada y posta, y alienta las relaciones personales; aunque también es cierto que hay quien prefiere otro tipo de estancia, y para eso Asturias tiene una amplísima oferta que abarca todos los gustos. Para unas vacaciones largas o para una escapada de fin de semana, puede estar bien salirse de las rutas establecidas y dejarse llevar, simplemente, por lo que más apetece.

Turismo rural. Un lujo posible
El paisaje verde es probablemente la imagen más tópica de Asturias, la que todo el mundo tiene en mente cuando se habla de la región. Y no es para menos: con una increíble concentración de espacios naturales protegidos, éste es el lugar para venir a perderse en la naturaleza. Sacando partido a esa imagen de Paraíso Natural (slogan que en este 2015 ha cumplido treinta años, sin perder vigencia), hace ya décadas que aquí se dieron los primeros pasos para estructurar y promocionar el turismo rural cuando el concepto era prácticamente desconocido. Aquellos pioneros consiguieron poner a Asturias en el mapa del sector, y hoy en día conviven diferentes marcas de calidad (Casas de Aldea, Casonas Asturianas, Q de Calidad...). Por habitaciones, apartamentos o viviendas completas, las posibilidades son más amplias incluso de lo que parece en un primer vistazo: junto a las casas más rústicas hay auténticos palacios para pasar una estancia de lujo.

Turismo urbano. A pie de calle
Sigue siendo uno de los puntos fuertes: alojarse en alguna de las ciudades o villas asturianas da la opción de desplazarse a los lugares emblemáticos en excursiones de un día, y al mismo tiempo disfrutar de un amplio abanico de opciones culturales y de ocio. La hostelería es un punto a favor: después de un día de turismo apetece salir a cenar y a tomar algo cerca del hotel. Y luego están los museos, los paseos por el casco histórico y las agendas culturales, que especialmente en temporada alta cubren un holgado espectro de público. Evidentemente, Oviedo y Gijón se llevan la palma en cuanto a ocupación turística por méritos propios, pero hay que reivindicar Avilés como ciudad a visitar, una agradable sorpresa incluso para los propios asturianos, si hace tiempo que no pasan por allí.

De relax
Además del turismo puramente de balneario y aguas medicinales, que en Asturias existe pero no abunda, muchos establecimientos han hecho un esfuerzo para incluir en sus instalaciones spas de mayor o menor tamaño, que permitan al menos el baño relajante en agua dulce o salada. Los centros termales se plantean ya no sólo como estaciones terapéuticas, sino como lugares de ocio, donde el silencio y el entorno son la mejor cura de salud.
En cualquier caso, con spa o sin él, la naturaleza sigue siendo el lugar donde recargar pilas: ya sea en un bosque o en una playa, Asturias está llena de lugares perfectos para dedicar un tiempo a calmar cuerpo y mente.

Cultura
Quizá es que los de aquí están muy acostumbrados a verlo como para valorarlo en su justa medida, pero el prerrománico asturiano hay que reivindicarlo una y mil veces. En muy pocos lugares se da esta concentración y conservación arquitectónica, que por algo es Patrimonio de la Humanidad. Y para conocer el otro patrimonio, las cuevas, hay museos como el de la Prehistoria en Teverga y centros de interpretación como el de Tito Bustillo en Ribadesella. Cerca, y especialmente si hay niños en el grupo, el Museo del Jurásico es un triunfo asegurado.
Minas y patrimonio industrial merecen una mención aparte, ya que en los últimos tiempos al Museo de la Minería se han unido otros como el de la mina submarina de Arnao, la visita al Pozo Sotón o el Ecomuseo del Valle de Samuño. El turismo industrial es un filón aún por explotar, pero que va desarrollando interesantísimas propuestas.

Deporte
Vuelta Ciclista a España 2013Los Picos de Europa son internacionalmente conocidos, pero será por parajes de montaña en Asturias: aquí hay de todo, tanto para escaladores experimentados como para los que se cansan a los dos kilómetros. Rutas tan conocidas como la del Cares o la Senda del Oso se juntan con lugares menos masificados como Somiedo o Las Ubiñas. Y con la llegada de la nieve, tanto Fuentes de Invierno como Valgrande-Pajares se convierten en lugar de peregrinación para los aficionados a los deportes de invierno.
La bicicleta es otro de los deportes que triunfan aquí, no en vano la región ha sido escenario de grandes gestas ciclistas, que ganan visibilidad con cada edición de la Vuelta a España: los lagos de Covadonga, el Angliru, el Cuitu Negro...
Por último, no hay como darse un chapuzón en el descenso del Sella, apuntarse a alguna actividad de rafting, descenso de cañones o practicar distintas modalidades de surf en busca de la ola perfecta.scroll back to top
 

Directorio de empresas

silvota_trabajador

Números publicados

portadas

Concejos

mapa_asturias_p