Polígono de Río Pinto, Coaña. Sinónimo de crecimiento

0
44
Polígono de Río Pinto, Coaña
Foto: Fusión Asturias
[Total:0    Promedio:0/5]

Pocas áreas industriales de Asturias aúnan tantas ventajas como el Polígono de Río Pinto: servicios, buenas comunicaciones y por si fuera poco, está situado a dos pasos de un paisaje costero excepcional.  

El azul del Cantábrico y el verde de los pastos está presente en las postales del área de Río Pinto. Sin duda, la belleza del paisaje que envuelve a esta zona industrial no es muy frecuente en otras áreas. Tal vez sea la cercanía al mar lo que ha otorgado a este polígono un espíritu abierto a iniciativas, a buenas ideas y sueños de emprendedores. La realidad es que ahora alrededor de 150 propietarios de las empresas aquí instaladas comparten un área industrial moderna, que ha conseguido salir adelante con el esfuerzo de entidades como SOGEPSA, el IDEPA y, la colaboración del Ayuntamiento de Coaña.
La gran ventaja de Río Pinto es sin duda la excelencia en sus comunicaciones, con una total cercanía a la carretera N-634 y a la Autovía del Cantábrico. El acceso a esta última ha mejorado sensiblemente con una nueva entrada desde la glorieta de Jarrio, facilitando así el intercambio con la vecina comunidad gallega en la medida en que la Autovía también ha ido ampliando nuevos tramos.
El polígono coañés, una de las áreas más importantes del occidente asturiano, está gestionado por una Entidad de Conservación compuesta por el propio Ayuntamiento y los propietarios de las parcelas. Juntos suman esfuerzos para conseguir que el área disponga, entre otras cosas, de modernas iluminaciones de bajo consumo, una adecuada recogida de residuos, y se encuentre en buenas condiciones de limpieza, con aceras y zonas verdes a disposición de los usuarios. Estas son algunas características de la zona, que además tiene la suerte de contar con un servicio de Inspección Técnica de Vehículos (ITV) y un punto limpio que da servicio a la comarca, en el que es posible depositar equipos eléctricos, aceites, baterías y otros elementos de alto poder contaminante.

Alrededor de 150 propietarios de las empresas aquí instaladas comparten un área industrial moderna, que ha conseguido salir adelante con el esfuerzo de entidades como SOGEPSA, el IDEPA y el Ayuntamiento de Coaña.

La existencia de gasolineras a escasos metros del polígono y la cercanía al Hospital de Jarrio son ventajas que también han contribuido al desarrollo del área. La construcción de un aparcamiento para camiones en el año 2009 propició que los viales del polígono se encuentren ahora más despejados, facilitando la tarea de encontrar lugares de aparcamiento.
A pesar de las lógicas dificultades que trae aparejadas la crisis económica, Río Pinto continúa creciendo inmerso en el desarrollo de su tercera fase. En este momento las parcelas ya se encuentran vendidas aunque aún faltan algunas por construir debido probablemente a la situación económica actual.
Para poder continuar creciendo ya está previsto acometer una cuarta fase del polígono. Aunque como explica Salvador Méndez, alcalde de Coaña, «la IV Fase aún está pendiente de la aprobación definitiva por parte de CUOTA, además necesita un Plan Parcial con el proyecto de urbanización, su aprobación… así como petición de ayudas o subvenciones para poder llevarse a cabo, pues es un proyecto que necesita un gran presupuesto y al que el Ayuntamiento no puede hacer frente. Asimismo, también es necesario realizar un estudio potencial de la demanda para que este proyecto se adapte a las necesidades y no se desarrolle algo innecesario. Aún no se sabe el número de parcelas que ofrecerá ni el plazo en el que estará el proyecto desarrollado. Además hay que tener en cuenta que en la IV Fase la propiedad del suelo es prácticamente al 100% de particulares, por lo que la necesidad de esta compra incrementa el problema de tiempo y recursos, lo que conlleva a que las ayudas externas necesarias sean muy elevadas».
En la actualidad se está recalificando terreno para uso comercial, donde se pretende instalar en el futuro uno o varios centros de distribución, tipo Carrefour o Mercadona, por ejemplo.
Los bajos precios de las parcelas y la excepcional ubicación de la zona industrial han sido importantes reclamos para los empresarios dispuestos a invertir en el occidente asturiano. Como a esto hay que añadir la mejora en servicios, se prevé que la cuarta fase del polígono tenga una aceptación tan buena como las anteriores.

Río Pinto continúa creciendo inmerso en el desarrollo de su tercera fase. En este momento las parcelas ya se encuentran vendidas aunque aún faltan algunas por construir.

Apostando por la salud de Río Pinto

En marzo del año 2010 el área industrial de Río Pinto dio un paso de gigante con la constitución de una Entidad Urbanística de Conservación. Se consiguió con el apoyo de APIA (Federación de Polígonos Industriales de Asturias) y desde entonces esta figura administrativa es la que se encarga de velar por el mantenimiento y buen funcionamiento del polígono, y está atenta a las posibles mejoras necesarias.
Entre los temas que preocupan a la Entidad se encuentra el que se ha convertido en la mayor lacra para los polígonos industriales asturianos: la inseguridad. Los robos y actos vandálicos están aumentando, por ello en Río Pinto se plantean contratar nuevas medidas de seguridad que eviten y disuadan estas acciones.
Como contrapartida a las cuestiones más espinosas, pronto el polígono estará de enhorabuena con la implantación de un negocio de hostelería, actualmente en construcción. La futura cafetería contribuirá a que trabajadores y visitantes no tengan necesidad de desplazarse, con el consiguiente ahorro económico y de tiempo.

Río Pinto en cifras• Número de parcelas FASE 1: 64
• Número de parcelas FASE 2: 44
• Número de parcelas FASE 3: 49
• Empresas instaladas FASE 1: 34
• Empresas instaladas FASE 2: 17
• Empresas instaladas FASE 3: 19
                Fuente: Ayto. de Coaña

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí