La Montaña Central promociona la educación medioambiental

0
89
La Montaña Central promociona la educación medioambiental.
Angel García Beitia enseñando a los niños a diferenciar tipos de semillas. / Foto: Fusión Asturias
[Total:0    Promedio:0/5]

Con el apoyo del programa Leader, 1.400 niños de primaria participan en un proyecto cuya finalidad es educar a las futuras generaciones en una sensibilización por el medioambiente.

Angel García Beitia y Andrea Arana Marcos son dos vitorianos que dejaron su tierra hace cuatro años, cambiaron su actividad profesional y se instalaron en las proximidades de L’Artusu en el Valle de Turón con la intención de dedicarse a la agricultura ecológica. En paralelo a la producción y comercialización de los productos hortícolas nació el llamado Ecohuerto, un huerto escuela orientado a los niños de la comarca en edad escolar.
El proyecto para la zona de la comarca de Montaña Central está dirigido a todos los niños de primaria de los municipios Leader de Montaña Central (Aller, Lena, Morcín, Ribera de Arriba y Riosa), una comunidad escolar de aproximadamente 1.400 niños, que participan en este proyecto durante los meses de marzo, abril, mayo, junio, septiembre, octubre y noviembre. Hasta la fecha han visitado el Ecohuerto seis centros: C.R.A. de Lena, el Centro de Felechosa de Aller, el Horacio Fernández de Morcín, el Vital Aza de Lena, Santa Bárbara de Aller y Jesús Neira de Lena. Y en próximas fechas acudirán los centros de Moreda de Aller y el Alcalde Próspero de Riosa.
En el Ecohuerto Valle de Turón los niños realizan todo tipo de talleres relacionados con la agricultura ecológica, desde realizar semilleros, plantaciones, siembras, trasplantes hasta trabajar con abonos naturales, siempre de una forma lúdica y didáctica. De esta forma aprenden a cultivar y se acostumbran al contacto con la tierra, en una experiencia que no olvidan fácilmente.

“Los niños se divierten y a la vez aprenden. Se trata de que aprecien la naturaleza y el medio rural desde otro punto de vista, para que el día de mañana no tengan que buscar su futuro en las ciudades”

Entre las actividades que realizan están también los llamados “itinerarios verdes”, talleres de reconocimiento de la flora y la fauna del entorno que los escolares llevan a cabo en un entorno forestal. Y si el tiempo no permite realizar actividades al aire libre, siempre es posible continuar la visita en la Ecoaula, donde los más jóvenes se entretienen con manualidades, juegos y cuentacuentos.
“Lo importante y lo que nos da fuerza para seguir luchando -comenta Angel García- es la acogida por parte de los niños y centros, si no fuese así esto no tendría sentido. Por encima de todo, los niños se divierten y a la vez aprenden. Se trata de que aprecien la naturaleza y el medio rural desde otro punto de vista, para que el día de mañana no tengan que buscar obligatoriamente su futuro en las ciudades, y también para que tengan arraigada una conciencia ecológica que nos dé soluciones a los problemas en materia medioambiental”.
Entre los aspectos que pretenden inculcar a las nuevas generaciones está la importancia de una alimentación saludable, por eso enseñan a los participantes las características de un cultivo ecológico, de manera que vean de dónde vienen alimentos como las verduras.
El Ecohuerto, inscrito en el COPAE, ofrece a los escolares un complemento perfecto a la educación formal y reglada y cuenta con el apoyo de la Consejería de Medio Rural y Pesca, el Consorcio Montaña Central y los ayuntamientos implicados. Pinche aquí para ver más reportajes de esta comarca

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por favor, introduce tu comentario!
Por favor, introduce tu nombre aquí