Un mar de posibilidades

Imprimir E-mail
(1 Voto)
Escrito por Fusión Asturias   
Miércoles, 28 de Junio de 2017 12:39
Un mar de posibilidades 5.0 out of 5 based on 1 votes.
Muchas son las opciones turísticas que ofrece el territorio de Ribadesella para el visitante. Algunas están en boca de todos y otras, por el contrario, son menos conocidas, pero todas ellas son igualmente reseñables.

Pedrales, los mayores desconocidos

Saltando en Socampo (Ribadesella)
Bien conocidas son las playas que conforman el litoral del concejo, algunas tan destacadas como Santa Marina, en la propia villa, Vega o Guadamía. Menos frecuentados son algunos pedrales, rincones exóticos aptos para aquellos que buscan naturaleza en estado puro. Borines, Socampo, Canales, Arra o Tomasón son algunas denominaciones para rincones costeros en los que es posible observar -siempre desde el respeto- la abundante vida que albergan en forma de ejemplos de flora y fauna. En Tereñes y Punta'l Pozu son visibles afloramientos del Jurásico con huellas tridáctilas de dinosaurios. Para disfrutar de estos enclaves con la máxima seguridad, lo mejor es asesorarse previamente con vecinos de la zona, quienes con certeza conocen las posibles zonas de baño, el ritmo de las mareas y el mejor momento para visitarlos.


La cara más rural

Llovio (Ribadesella)
Cerca de los Picos de Europa, la zona rural del concejo abunda en visitas y rutas de interés. En un recorrido por su geografía encontramos destacadas casonas solariegas fruto de la cultura indiana y elementos etnográficos de la arquitectura popular, ubicados en pueblos de por sí interesantes por sus gentes y tradiciones.
En torno al río Sella ha florecido una importante oferta de turismo activo que ofrece descensos en canoa y piragua, y que se complementa con la pesca, la espeleología, el golf, los paseos a caballo o la posibilidad de realizar rutas de senderismo de distinta dificultad. Alguna como la de los Molinos permite -partiendo de Cuevas- descubrir varios molinos tradicionales, otra en el macizo de Ardines conduce a contemplar varios caleros.
La existencia de una importante red de turismo rural en el concejo, permite alojarse disfrutando de la tranquilidad de un marco natural excepcional, con la ventaja de tener en un mismo espacio mar y montaña.


Ribadesella

Un paseo por la villa

Las calles riosellanas prometen toda suerte de tesoros y visitas interesantes. La villa, excepcionalmente tranquila durante los meses invernales, se transforma al llegar la Semana Santa, alcanzando en verano su apogeo poblacional. Pasear por el casco histórico disfrutando de ejemplos arquitectónicos como el Palacio Prieto Cutre o la casa blasonada de la famila Ardines, realizar la ruta histórica del Puerto localizada en el Paseo de la Grúa o acercarse en una visita a las instalaciones de la lonja de pescadores, permiten adentrarse en la esencia de esta tierra. El complemento perfecto siempre es su oferta gastronómica, fuerte en productos de costa y productos de la tierra, y a través de un sector acertadamente profesionalizado. Aunque todavía de mayor significado es la visita a la Cueva de Tito Bustillo, un santuario de fama internacional por las pinturas rupestres aquí localizadas. Si no fuera posible acceder a las galerías, cuyas visitas son limitadas, siempre es posible acercarse hasta el Aula Didáctica que de forma gratuita acerca los contenidos principales de la cueva Patrimonio de la Humanidad. Pinche aquí para ver más reportajes de este concejoscroll back to top
 

Directorio de empresas

silvota_trabajador

Números publicados

portadas

Concejos

mapa_asturias_p